Páginas

12.11.15

la supervivencia



cuando Mariel Manrique me propuso escribir para la supervivencia · herramientas mínimas,
el último número de la revista Shagrila que acaba de salir, no fui capaz de hacerlo. por entonces,
mamá declinaba día a día hacia la muerte y todas las palabras la supervivencia ya no parecía
las palabras se deshacían de miedo. fue en el miedo cuando Mariel me pidió los pequeños
cuadernos de las luciérnagas y la cuida y me dijo: dejame hacer. así es cómo el texto que
aparece finalmente en la revista tiene su respiración y la hilatura generosa de sus dedos. ella
recogió lo roto para recomponerlo, para cuidarlo todavía, para darle un alivio entre sus manos. 
sería injusto no reconocer que siento este texto, aunque lleve mi nombre, muy cerca de su latido.
Mariel lo hizo sobrevivir a la impiedad, gracias a ella, las luciérnagas siguen titilando donde
ahora hay un hueco. la revista llegó a casa hace unos días: nos hace vulnerables, tan heridos,
tan pequeños supervivientes en nuestro trineo. el gesto es acunarla, acunarnos, seguir: 






No hay comentarios: