Páginas

16.8.14

·



Victor Schrager



Si no cuento cuál es el secreto de la vida es porque aún no lo he aprendido.
Pero un día seré yo el secreto de la vida. Cada uno de nosotros
es el secreto de la vida y uno es otro y el otro es uno.
No debo olvidar la modestia franciscana de la dulzura de un pájaro.
Decid cosas maravillosas, ah, vosotros que queréis escribir la vida
por más larga y corta que sea. Es una maldita profesión que no da descanso. 

Un soplo de vida, Clarice Lispector



1 comentario:

Darío dijo...

Ella, vos, secretos preciosamente guardados.